El sector de la maquinaria agrícola crece en la Feria de Sant Miquel

El certamen agrario se celebrará del 29 de septiembre al 2 de octubre en el recinto de la Fira de Lleida, paralelamente al salón Eurofruit

 

La Feria Agraria de Sant Miquel, certamen que tendrá lugar del 29 de septiembre al 2 de octubre en Lleida paralelamente al salón Eurofruit, registra este año un crecimiento de los ámbitos de la maquinaria agrícola, los tractores, la maquinaria industrial y los drones. Fira de Lleida trabaja des de hace unos años en la incorporación de nuevos sectores y al mismo tiempo en la consolidación de otros más tradicionales. Así, cabe consignar la progresiva creación, en las últimas ediciones, de espacios dedicados al automóvil, la maquinaria de obra pública y el sector financiero.

La Feria de Sant Miquel y Eurofruit, una manifestación agraria de referencia en España y en el sur de Europa, acogerá una gran muestra con más de 300 expositores directos, repartidos en un área bruta de exposición de 64.000 m2, complementada con un amplio programa de actividades paralelas. Dicho programa —uno de los principales valores añadidos de feria— incluirá más de 50 propuestas entre jornadas técnicas, reuniones profesionales, presentaciones, demostraciones y otras actividades.

En el apartado de premios, Fira de Lleida ha convocado la 20ª edición del Premio a la Innovación Tecnológica y Seguridad en el Diseño de las Máquinas Agrícolas, galardón destinado a distinguir las innovaciones tecnológicas en el ámbito de la maquinaria agrícola y de la industria agroalimentaria, así como de la seguridad para los usuarios. Igualmente, la Feria de Sant Miquel será el marco de la 45ª edición del Premio del Libro Agrario, que este año registra novedades como la creación de un premio al mejor Artículo Técnico Agrario y la incorporación de la economía agroalimentaria como nueva temática.

Cabe recordar que el año pasado la feria registró 150.000 visitantes y una valoración muy positiva por parte del público y los expositores (según la encuesta de satisfacción realizada tras el certamen un 80% de los expositores calificó los resultados de la feria como “mejor que los esperados”; un 10% como “similares” y otro 10% como “inferiores”). La mayoría de visitantes procedían de Cataluña, Aragón y de las principales comunidades agroalimentarias de España como La Rioja, Navarra y la Comunidad Valenciana. En el ámbito internacional, se consignaron grupos de Portugal y Francia y de diversos países africanos.